Presentación

La gestión de documentos en el archivo y la oficina plantea una serie de problemas que dificultan la correcta utilización de la información. Es necesario hallar una solución que convierta ese gran laberinto de documentación en información controlable y perfectamente localizable, para alcanzar así rentabilidad y facilitar en definitiva el uso, difusión y conservación de los documentos.

La falta de agilidad y eficacia de los archivos tradicionales se pone de manifiesto si se observan los costes asociados a su gestión basada en el papel y entre los que podemos hacer tres grupos: Costes salariales, Costes administrativos y Costes intangibles.

Las técnicas documentales son nuestras herramientas para hacer "trajes a medida" que se adapten a las características, necesidades y objetivos de cada organismo.

La búsqueda de información para conseguir prácticas más ágiles de gestión dentro de una organización, pueden servir asimismo como recursos informativos para otros entes que trabajen en los mismos temas. Internet ofrece múltiples posibilidades que debidamente explotadas, aportan información precisa y concreta. Localizar esta información y presentarla de forma organizada puede conseguir que los objetivos que se pretenden desde cualquier web, se logren satisfactoriamente.

La puesta en marcha de centros de documentación y bibliotecas especializadas que difundan sus fondos a través de la red. consiguen el objetivo fundamental para los que fueron creados, rentabilizando su poder informativo.